Viernes, 06 de mayo de 2016
Cosas que puedes hacer con el microondas y no lo sabías
Sacarle más jugo a los limones
Mete los limones veinte segundos en el microondas. Al sacarlos tendrán mucho más jugo al exprimirlos. El mismo resultado se repite con cualquier otro cítrico.
Pelar ajos fácilmente
Tras un rato dentro de este pequeño horno (unos 10 segundos), y una vez fríos, los ajos se pelan mucho más fácilmente.
Conseguir espuma de leche
Como la que nos ponen en las cafeterías cuando pedimos un café con leche. La dinámica es sencilla: metemos leche en un frasco tapado, lo agitamos y a continuación lo introducimos en el microondas durante treinta segundos. Magia. La leche sale con espuma.
Patatas fritas rancias
Con el micro es posible devolverle la frescura a las patatas fritas que, tras haber estado abiertas demasiado tiempo, se han vuelto rancias. Envuélvelas en una servilleta, mételas dentro y en un par de segundos volverán a estar crujientes.
Pan fresco
Lo mismo sucede con el pan. El micro es un auténtico experto en devolverle el frescor al pan blando, ya rancio.
Limpiarse a sí mismo
Para dejar el microondas como los chorros del oro no es necesario empeñarse a fondo como con otro electrodoméstico de la cocina. Este se limpia a sí mismo. ¿Cómo? Debemos introducir dentro de él un bol con agua y unas gotas de vinagre. Después de cinco minutos estará como nuevo.
Miel cristalizada
Unos segundos dentro del micro, con el bote abierto, sin tapa, y la miel dejará de estar cristalizada. Blanda de nuevo.
Hacer saquitos de calor
Para poner bajo las piernas o bajo los pies en invierno. Cogemos un calcetín, lo llenamos de arroz, cosemos la parte abierta para que no se salgan los granos y lo calentamos.
Tostar frutos secos
Los frutos le dan a los postres, a las ensaladas y a determinadas recetas un toque distinto, exótico, perfecto. Para tostarlos solo es necesario meterlos, extendidos en un plato, dentro del microondas. Nueces, pipas, avellanas o almendras saldrán crujientes.
Desapelmazar el azúcar
Encontrarnos con bloques de azúcar en el azucarero cuando en realidad lo que queremos son unos simples granitos para endulzar el café es todo un clásico. Para deshacerlos, el microondas es una gran opción. Metemos las piedras de azúcar en un bol, lo cubrimos con papel de cocina y lo metemos en el micro. Al sacarlo, todo será polvo.
Cinta adhesiva
Es habitual que la cinta adhesiva, con el paso del tiempo, pierda el pegamento. Para que vuelva a pegar solo es necesario darle un toque en el micro.
Despegar sellos
Primero humedécelos un poco. Después introduce la carta en el microondas y al sacarla, los sellos se despegarán con facilidad.
Desapelmazar el rimmel
La máscara de pestañas suele acabar hecha un auténtico pegote, engorroso e incómodo. El micro tiene la solución para no acabar comprando un nuevo rimmel cada dos semanas: meter en su interior el producto junto con un vaso de agua. A los pocos segundos (30 o 40 aproximadamente) tendremos una máscara fluida de nuevo.

Publicado por titosotelo @ 23:45  | Culturales
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios